martes, 13 de junio de 2017

Pero lamentablemente para él y para Atlas, nunca


Daniel tuvo su primera intervención bajo el mando de Tomás Boy, pero fue con Gustavo Matosas con quien cobró un gran protagonismo. Su fútbol vertiginoso y habilidad técnica cautivó al público.

Pero lamentablemente para él y para Atlas, nunca dio el siguiente paso; la consolidación en Primera División, quedando en eterna promesa. Aún es joven y pude explotar sus virtudes, pero se le nota cómodo, sin ganas de dar más. Tanto así, que sólo pocos lamentaron su partida de Colomos.

0 comentarios

Publicar un comentario