sábado, 29 de abril de 2017

De la misma manera que la temporada pasada con Pako Ayestarán

El partido del pasado miércoles supuso un duro golpe en el estado anímico de la afición valencianista. Los malos augurios del encuentro contra el Málaga se cumplieron: una vez confirmada la salvación y sin opciones de acceder a competición europea esta plantilla es incapaz de competir.

De la misma manera que la temporada pasada con Pako Ayestarán, este año se está repitiendo con Voro. Los jugadores en sus declaraciones públicas apuestan por la continuidad del entrenador, pero los hechos realizados en el terreno de juego no hacen más que tirar piedras en el tejado del técnico de L’Alcúdia.

Todo lo contrario que ocurre con la Real Sociedad, inmersa en la lucha por los puesto que dan acceso a jugar Europa League, quien salió enchufadísima desde el primer segunda teniendo muy claro cómo hacer daño a su rival.

0 comentarios

Publicar un comentario